domingo, 7 de junio de 2015

RICARDO DE LLANO Y OLEAGA, EMPRESARIO MINERO PORTUGALUJO DEL SIGLO XIX.



Portugalete ha dado a lo largo de su historia a un gran número de empresarios que con desigual fortuna lograron labrarse un nombre en los diferentes campos de actuación en los que intervinieron.

Si bien muchos de ellos son ampliamente conocidos en los círculos portugalujos otros sin embardo han pasado un poco de soslayo, sin tener  un conocimiento, tanto de su existencia como de su periplo en el mundo empresarial que realizaron a lo largo de sus vidas.

Hoy acerco al blog a uno de estos portugalujos “desconocidos”, un empresario del mundo de la minería que paso la mayor parte de su vida fuera de nuestra localidad, me refiero a Ricardo Llano Oleaga nacido en Portugalete el 6 de febrero de 1823 y fallecido en Lugo en 1900.  

Ricardo nace en una familia afincada en Portugalete siendo sus progenitores Nicolás Llano Hernández y Leonarda Oleaga Aresti.

Sus primeros estudios los realiza en nuestra localidad. A muy temprana edad y siguiendo la tradición familiar, se dedica al mundo de los negocios mineros, invirtiendo en varias provincias del estado dentro de diferentes especialidades de este sector.

Al menos su familiar José Llano se dedicaba con cierto éxito al negocio minero apareciendo en la documentación consultada como padrino de Natalia Salazar Mac Mahón, madre de Víctor Chávarri y Salazar, importante empresario nacido en nuestra localidad. José Llano realiza en vida diversos negocios mineros con José Chávarri empresario con el que le une una fuerte amistad y abuelo de Víctor.   

José Llano realiza buena parte de su trayectoria profesional en la provincia de Lugo, siendo considerado en la actualidad como el artífice y descubridor de las minas ubicadas en Viveiro y sus alrrededores, inscribiendo a su nombre varios filones mineros de esta zona en 1889.

Llano era una persona con un olfato y una perspectiva del negocio minero muy diferente a la que tenía sus colegas del momento. Buscaba personalmente filones por zonas intransitadas, sin caminos y en parajes poco habituales para explotaciones de estas características.     

El 15 de febrero de 1892 solicita ante la sección de fomento de la provincia de León, 12 pertenencias de la mina de carbón denominada “Ponferrada Nº 11” situada en el término de Orallo dentro del ayuntamiento de Villablino. El mismo día y a la misma hora solicita así mismo otras 12 pertenencias de las minas de carbón denominadas “Ponferrada Nº 14” y “Ponferrada Nº 15”. Dos días después de esta solicitud realiza una nueva de similares características solicitando 12 pertenencias de la mina denominada “Ponferrada Nº 12”.

A demás de sus inversiones en León, Lugo (provincia donde fija su residencia), le encontramos también en diversos negocios mineros en la zona de Triano junto con el también portugalujo Víctor Chávarri.

En Galicia es considerado como uno de los principales precursores del mundo de la minería durante el siglo XIX, apareciendo en la prensa del momento como el precursor de este negocio a gran escala en la comunidad gallega.

Un portugalujo que había pasado desapercibido dentro de la historiografía local hasta la fecha  y que es de interés que su figura sea conocida por los portugalujos del momento.

Espero que la entrada guste y hasta la próxima.